En 2019, el año anterior a la pandemia, la expectativa de vida del estadounidense promedio era de 79 años. Sin embargo, según los datos publicados por los CDC esta semana, eso se había reducido a poco más de 76 años para 2021, dos años después de la pandemia. (Foto: Fuente externa).
  • La nueva guía incluye la eliminación de las cuarentenas, el distanciamiento social y el uso de la mascarilla entre otras acciones para prevenir contagios por el COVID-19.
  • El promedio de casos y muertes por COVID-19 se ha mantenido estable durante este verano, con unas 100.000 infecciones diarias y de 300 a 400 decesos.

Atlanta, EEUU — Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) aliviaron este jueves algunas de las recomendaciones aún vigentes contra el COVID-19 en Estados Unidos, entre ellas la cuarentena si se tiene contacto con una persona infectada y las guías sobre distanciamiento social.

La principal agencia de salud pública del país indicó que ahora las personas que entren en contacto con una persona infectada no necesitarán aislarse, sino que será suficiente usar una máscara de calidad en presencia de otros por 10 días y someterse a una prueba en cinco días.

Además, tampoco será necesario guardar una distancia de casi dos metros con otras personas, aunque los CDC advierten que esto siempre dependerá de las condiciones del lugar.

Los cambios, que tienen lugar más de dos años y medio después del inicio de la pandemia, fueron tomados en base a que alrededor del 95% de los estadounidenses mayores de 16 años ya han adquirido un cierto nivel de inmunidad, ya sea por las vacunas o infecciones.

“Las condiciones actuales de esta pandemia son muy diferentes de hace dos años”, dijo Greta Massetti, de los CDC. “Tenemos más herramientas, como vacunas y tratamientos, para protegernos y proteger a nuestras comunidades de las enfermedades graves del COVID-19”.

No obstante, advirtió que “aunque la guía reconoce que la pandemia no ha desaparecido, también ayuda a movernos a un punto en que el COVID-19 ya no trastorna gravemente nuestra vida diaria”.

La recomendación de las máscaras continuará solamente en las áreas donde la transmisión comunitaria se considere elevada o para personas que puedan presentar un alto riesgo de contraer una enfermedad grave.

La agencia continúa diciendo que las personas que den positivo a una prueba deben aislarse por al menos cinco días, estén o no vacunados.

Las personas pueden salir del aislamiento cuando no tengan fiebre por 24 horas sin necesidad de medicamentos y estén libres de síntomas o con los síntomas mejorando.

También sigue recomendando la vacunación como la vía principal para protegerse del virus.

Esta guía se considera importante para las escuelas, que comenzarán el nuevo curso este mes en muchas partes del país. De hecho, elimina la recomendación de pruebas diarias de rutina en las escuelas, aunque estas pueden regresar si hay repuntes de infecciones.

Los distritos escolares en todo EEUU han reducido sus precauciones contra el COVID-19 en las últimas semanas, incluso antes de la emisión de la guía, y algunas prometieron regresar a la regularidad de antes de la pandemia.

El promedio de casos y muertes por COVID-19 se ha mantenido estable durante este verano, con unas 100.000 infecciones diarias y de 300 a 400 decesos.

La principal agencia de salud pública del país indicó que ahora las personas que entren en contacto con una persona infectada no necesitarán aislarse, sino que será suficiente usar una máscara de calidad en presencia de otros por 10 días y someterse a una prueba en cinco días.

[Con información de AP]

Dejar respuesta