Los regalos materiales nos dan felicidad momentánea, pero la felicidad que nos proveen los momentos que compartimos en familia dura para siempre.

Cuatro experiencias para consentir a mama en el Día de la Madre. Marriott International en el Caribe y Latinoamérica ofrece algunas opciones magníficas que podrás compartir en este día especial o incluso, regalarte, como súper mamá que eres.

Miami, EE.UU. — /PRNewswire/ — Cuando mencionamos la palabra «héroe», lo primero que viene a nuestras mentes son capas y súper poderes. Sin embargo, muchos piensan en sus propias madres. Las mamás son verdaderas heroínas, y hoy somos quienes somos gracias a ellas.

Con el Día de la Madre a la vuelta de la esquina, muchos recurrirán a los regalos más comunes de todos los años, pero una de las lecciones más importantes de los últimos tiempos es la importancia de compartir experiencias memorables con nuestros seres queridos.

Para celebrar esta fecha, te invitamos a vivir un momento inolvidable con una de las personas más importante de tu vida: tu heroína. Una experiencia será el mejor regalo para cumplir sus sueños, vivir momentos fuera de lo común, y celebrar a lo grande.

Marriott International en el Caribe y Latinoamérica ofrece algunas opciones magníficas que podrás compartir en este día especial o incluso, regalarte, como súper mamá que eres, gracias al inigualable portafolio de marcas de lujo con experiencias exclusivas y auténticas. A continuación, te compartimos cuatro experiencias inolvidables para este Día de la Madre:

Regalo para el cuerpo y alma

Para las madres que necesitan hacer una pausa en su rutina, un día de spa será el regalo idóneo para ayudarlas a desconectar la mente. En el spa de The Rittz-Carlton, Turks & Caicos, mamá podrá disfrutar de la serenidad característica de la isla, y sumergirse en uno de los destinos más emblemáticos del mundo.

Su tratamiento aromático, To Mom with Love, utiliza una mezcla de aceites esenciales para disipar las tensiones. Si quisieran elevar esta experiencia, el tratamiento Mommy & Me les permitirá a madre e hija consentirse con un masaje insignia, un tratamiento facial y una sesión de manicura y pedicura.

Domingo de brunch
Mas que otra comida más, sabemos que el brunch se ha convertido en esa pausa perfecta para disfrutar los domingos. Y es que, además de poder pedir panquecas después del mediodía, un brunch ofrece un sinfín de opciones que se ajustan a tu paladar, un ambiente alegre, y la oportunidad de mezclar la dulzura de un desayuno con la sazón de un almuerzo. Para aquellas mamás que aprecian un buen gusto culinario, te recomendamos el Mother’s Day brunch en el Renaissance São Paulo Hotel, donde se combinan el arte y la cultura característica de esta ciudad cosmopolita, con lo mejor de la cocina brasilera.

Entre los platos más destacados del menú está el ceviche Caiçara de Camarão e Mexilhão, Barriga de porco na lata y la Moqueca de peixe fresco local. Pero si lo tuyo no es el brunch, y tu humor se inclina más hacia una cena especial, el Salon San Cristóbal en el Hotel Sheraton Santiago ofrece una destacada selección de comidas inspiradas por la cultura local y, en honor a las reinas de la casa, contara con un show de música en vivo en tributo al cantante español, Camilo Sesto.

Aventura en el desierto peruano

El regalo más importante siempre será vivir momentos compartidos, pero aventurarse en compañía de nuestros seres queridos profundiza aún más nuestros vínculos. Por eso te recomendamos explorar Paracas, uno de los mejores destinos del sur del continente, repleto de cultura, historia, fauna, y aventura. Con kilométricas dunas doradas, aguas cristalinas, misteriosos geoglifos, e impresionantes paisajes peruanos, Paracas es el destino ideal para las mamás aventureras. Ubicado en la Bahía de Paracas, el Hotel Paracas, a Luxury Collection Resort, Paracas es el lugar perfecto para quienes quieren explorar a profundidad este maravilloso destino.

A solo unos pasos del hotel está La Playa Roja, con paisajes de arena roja únicos en el mundo; las Islas Ballestas, con su impresionante fauna marina y un misterioso geoglifo esculpido en el desierto; por último, las misteriosas líneas preincas de Nazca. Luego de un largo día explorando con mamá, llévala a cenar en el medio del desierto donde podrán observar un inolvidable atardecer.

Una vacación paradisiaca solo para mamá
Las experiencias al aire libre tienen un sinfín de beneficios: no sólo ponen nuestro cuerpo en movimiento y nos ponen en contacto con la naturaleza, pero también nos ayudan a estar presentes durante momentos inolvidables con nuestros seres queridos. The St. Regis Punta Mita Resort, situado en la paradisiaca península bordeando el Pacífico, ofrece actividades fuera de lo común que complacen hasta a la mamá más curiosa.

Desde recorridos ecológicos, tirolesa en la selva tropical, avistamiento de ballenas y surf de remo, hasta un programa de liberación de tortugas bebes.

Y, para concluir una tarde inolvidable, el restaurante Sea Breeze cuenta con un ecléctico menú de tres tiempos y música en vivo para el Día de la Madre.

Los regalos materiales nos dan felicidad momentánea, pero la felicidad que nos proveen los momentos que compartimos en familia dura para siempre. Regalar una experiencia fuera de lo común para el Día de la Madre la hará sentir tan lujosa como una reina. Madre solo hay una y se merece ir más allá en su día, por lo que te invitamos a consentirla y hacer realidad sus sueños brindándole la oportunidad de vivir una experiencia de lujo que recordará por siempre.

Dejar respuesta