"Las acciones provocadoras de Beijing son una escalada significativa y forman parte su intento de cambiar el equilibrio de poderes (en la región) desde hace tiempo", dijo el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, John Kirby, en una sesión informativa. (Foto: Cortesía de la Voz de América).

El portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, John Kirby, dijo que las acciones de China tras la visita de Nancy Pelosi a Taiwán son irresponsables y provocadoras.

Washington, D.C. — La Casa Blanca dijo este jueves que los lanzamientos de misiles cerca de Taiwán son una reacción “irresponsable” de China a la visita de la presidenta de la Cámara de Representantes de EEUU, Nanci Pelosi, a la isla esta semana.

«Las acciones provocadoras de Beijing son una escalada significativa y forman parte su intento de cambiar el equilibrio de poderes (en la región) desde hace tiempo», dijo el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, John Kirby, en una sesión informativa.

China, que nunca ha gobernado Taiwán, percibe la visita de Pelosi como una violación inaceptable de lo que considera su soberanía sobre la isla. También está convencida de que Estados Unidos está dando un apoyo más explícito a Taiwán.

Un día después de la partida de Pelosi, el ejército de China inició cuatro días de ejercicios militares con fuego real en siete áreas que rodean la isla, que las autoridades describieron como “ataques de precisión con misiles”. Una de las zonas designadas está a menos de 20 kilómetros de la costa sur de Taiwán.

El Ministerio de Defensa de Taiwán dijo que rastreó el lanzamiento de misiles chinos desde después del mediodía de este jueves. Las autoridades explicaron en un comunicado que emplearon varios sistemas de vigilancia para monitorear los proyectiles, que se dirigieron a aguas al noreste y del suroeste de la isla.

Cinco de los misiles balísticos lanzados por China al parecer cayeron en la zona económica exclusiva de Japón, según informó este jueves el ministro de defensa japonés Nobuo Kishi, quien agregó que Tokio estaba protestando oficialmente por los canales diplomáticos.

Ante el aumento de las tensiones, Kirby dijo que la administración Biden aplazó unas pruebas de rutina de un misil balístico intercontinental de la Fuerza Aérea conocido como Minuteman III para evitar una escalada.

El ensayo estaba planeado para esta semana, pero según Kirby ahora será reprogramado para una fecha cercana en el futuro.

«Mientras China se encarga de ejercicios militares desestabilizadores alrededor de Taiwán, Estados Unidos está demostrando cómo debe ser el comportamiento responsable de una potencia nuclear, reduciendo el riesgo de un error de cálculo o un malentendido”, explicó el portavoz.

En abril, los militares estadounidenses cancelaron otra prueba del Minuteman III para reducir las tensiones nucleares con Rusia durante la invasión a Ucrania

«No creemos que sea de nuestro interés o del interés de Taiwán y la región permitir que las tensiones aumenten más”, declaró Kirby este jueves.

[Con información de Reuters y AP]

Dejar respuesta