Sede de la Procuraduría General de la República Dominicana. (Fuente Externa).

Por Eugenio Fortunato*

Estamos en alerta,
esperando un nombramiento.
A ver si a una promesa,
se le dará cumplimiento.

Atentos a los twitteos,
del Presidente electo.
A ver si el sueño se cumple,
con un mensaje directo.

A ver si surge algún nombre,
que tenga un aval seguro.
Con criterio independiente.
Con gran visión de futuro.

Un ser humano probo.
Sin temor politiquero.
Que le eche leña al fuego,
y remueva el hormiguero.

Que se apegue a las leyes.
Que sea correcto y justo.
A ver si por fin se acaba:
El reino de los corruptos.

* El escritor y decimero dominico-americano, Eugenio Fortunato, denominado entre los suyos como “el genio Fortunato”, cuna de una distinguida familia vinculada al quehacer literario, cinematográfico y otras áreas profesionales.
Él, además, es autor del libro «Rimas y Picardías». En una de sus estrofas poéticas expresa con certeza que «Hay quien piensa haber cumplido porque se lava las manos, pero recibe o visita a fulano y a mengano», en franca alusión a que no debemos recibir visitar a nuestros hogares durante la cuarentena y las regulaciones de este distanciamiento como medidas de prevención y evitar contagios ante la pandemia del COVID-19.

Dejar respuesta