Las autoridades decomisaron 769 plantas y 134 libras de marihuana, en un centro de cultivo del vegetal, ubicado en una loma del municipio de Constanza.

Las plantas eran regadas por un sistema de goteo que cubría gran parte del área de la siembra, según las autoridades.

Por Olga Marte / RoseMaryNews.com

Santo Domingo, República Dominicana–La Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) con apoyo de la Policía Nacional y bajo la coordinación del Ministerio Público, decomisaron 769 plantas y 134 libras presumiblemente de marihuana, al descubrir un gran sembradío del vegetal en una loma del municipio de Constanza, próximo a la comunidad de Arroyo Naranjo, provincia La Vega.

Tras recibir confidencias de inteligencia, agentes antinarcóticos, junto al Ministerio Público, penetraron a la zona montañosa donde hallaron cientos de plantas sembradas, disecadas y otras en proceso de empaque, con alturas de uno a cuatro pies.

Las autoridades pudieron comprobar que en una extensión de casi 400 metros de terreno, los individuos utilizaban la finca para sembrar plantas de la marihuana junto a otras de romero, para evitar que la plantación ilegal fuera descubierta.

Las plantas ocupadas eran regadas por un sistema de goteo que cubría gran parte del área de la siembra.

El Ministerio Público y la DNCD amplían las investigaciones en torno al caso, buscan a varias personas, entre ellos los alegados dueños de los terrenos, que eran vigilados por un hombre que al notar la presencia de los agentes huyó hacia unos matorrales. En una casa de madera y zinc en el lugar, se decomisó dos trituradoras, decenas de armas blancas, pinzas, alicates, hornos, palas, un pico, dos hachas, balanzas, un vaporizador de aire, un tanque de gas, una estufa y otros utensilios para el cultivo de del vegetal.

La DNCD, en conjunto con la Procuraduría, las Fuerzas Armadas, la Policia y agencias de inteligencia, han  intensificado sus operativos coordinados contra del narcotráfico y otros delitos en el territorio nacional.

El vegetal ocupado fue introducido en 15 sacos y de trasladado en cadena de custodia al Instituto Nacional de Ciencias Forenses, (INACIF), de Santiago para los fines correspondientes.

Dejar respuesta