El papa Francisco recordó a las familias que lloran a sus seres queridos víctimas del coronavirus y que no han podido darles el último adiós. (Foto: Captura YouTube).

En su mensaje del Domingo de Pascua, Francisco denunció el negocio de las armas y pidió el cese de los conflictos.

Ciudad de El Vaticano—(ACI-Prensa)–El Papa Francisco se dirigió a los fieles de la ciudad de Roma y del mundo con el mensaje pascual previo a la Bendición “Urbi et Orbi” que este Domingo de Pascua 12 de abril impartió desde el interior de la Basílica Vaticana.

En su mensaje, el Santo Padre señaló que “hoy pienso sobre todo en los que han sido afectados directamente por el coronavirus: los enfermos, los que han fallecido y las familias que lloran por la muerte de sus seres queridos, y que en algunos casos ni siquiera han podido darles el último adiós.”

El Papa pidió que Cristo resucitado “ilumine a quienes tienen responsabilidades en los conflictos, para que tengan la valentía de adherir al llamamiento por un alto el fuego global e inmediato en todos los rincones del mundo.»

Recalcó que «No es este el momento para seguir fabricando y vendiendo armas, gastando elevadas sumas de dinero que podrían usarse para cuidar personas y salvar vidas.”

El mensaje papal fue impartido desde el interior de la Basílica de San Pedro del Vaticano, sin fieles en la Plaza por las medidas de confinamiento debidas a la epidemia de coronavirus COVID 19.

Francisco pidió la condonación de las sanciones y deudas a los países pobres más afectados por el coronavirus, a la vez que instó al cese de los conflictos en Siria, en Yemen y las tensiones en Irak y en Líbano, así como la reanudación del diálogo entre israelíes y palestinos.

El Sumo Pontífice reclamó también el final de la violencia en el este de Ucrania y de los atentados terroristas en diferentes países de África.

El Papa destacó que la Buena Noticia de la resurrección del Señor es como una “llama nueva en la noche de un mundo que ya enfrentaba desafíos cruciales y que ahora se encuentra abrumado por la pandemia, que somete a nuestra gran familia humana a una dura prueba.”

A continuación, el Mensaje Pascual del Papa Francisco:

Dejar respuesta