El amplio informe de los CDC revela que el 33 porciento de los casos de la enfermedad en la nación se reflejó en personas de origen hispanas o latinas. (Imagen: Archivo).

Pacientes mayores de 65 años o más con precondiciones de salud, los más afectados de enero 22 a mayo 30 de 2020.

Atlanta, Georgia–La pandemia de la enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19) resultó en 5,817,385 casos reportados y 362,705 muertes en todo el mundo hasta el 30 de mayo de 2020, lo que incluye 1,761,503 casos reportados agregados y 103,700 muertes en los Estados Unidos.

Análisis previos durante febrero-principios de abril de 2020 indicaron las personas de 65 años o más y las condiciones de salud subyacentes se asociaron con un mayor riesgo de resultados graves, que fueron menos comunes entre los niños menores de 18 años.

El informe de los CDC describe características demográficas, condiciones de salud subyacentes, síntomas y resultados entre 1.320.488 casos de COVID-19 confirmados por laboratorio informados individualmente a los CDC del 22 de enero al 30 de mayo de 2020.

Agrega que la Incidencia acumulada en ese período, de 403.6 casos por 100,000 personas, fue similar entre los hombres (401.1) y mujeres (406.0), y las más altas entre las personas mayores de 80 años (902.0).

Entre 599,636 (45%) casos con información conocida, 33% de las personas eran hispanas o latinas de cualquier raza (hispanas), 22% eran no hispanas negro (negro), y 1.3% eran indios americanos no hispanos o nativos de Alaska.

El informe precisa que entre 287,320 (22%) casos con datos suficientes sobre las condiciones de salud subyacentes, los más comunes fueron enfermedad cardiovascular (32%), diabetes (30%) y enfermedad pulmonar crónica (18%).

Subraya que en general, 184.673 (14%) pacientes fueron hospitalizados, 29.837 (2%) ingresaron en una unidad de cuidados intensivos (UCI) y 71.116 (5%) murieron. Las hospitalizaciones fueron seis veces mayores entre los pacientes con una afección subyacente informada (45.4%) que aquellos sin afecciones subyacentes informadas (7.6%).

Las muertes fueron 12 veces mayores entre los pacientes con afecciones subyacentes informadas (19.5%) en comparación con aquellos sin afecciones subyacentes informadas (1.6%).

El informe de los CDC advierte que la pandemia de COVID-19 sigue siendo grave, particularmente en ciertos grupos de población. “Estos resultados preliminares subrayan la necesidad de construir sobre los esfuerzos actuales para recopilar y analizar datos de casos, especialmente entre aquellos con afecciones de salud subyacentes.”

Los datos actualizados se usan para monitorear las tendencias en la enfermedad de COVID-19, identificar y responder al aumento de incidencia localizada e informar políticas y prácticas diseñadas para reducir la transmisión en los Estados Unidos.

Los departamentos de salud estatal y territorial informan los recuentos diarios agregados de casos y muertes de COVID-19 a los CDC. Éstos se tabularon de acuerdo con la fecha del informe para examinar las tendencias de los informes durante el 22 de enero al 30 de mayo.

Además de los recuentos agregados, los informes de casos individuales de COVID-19 se enviaron a través de un formulario de informe de caso de COVID-19 de los CDC y la Vigilancia Nacional de Enfermedades de Notificación Sistema (NNDSS).

Dejar respuesta