Las nebulosas NGC 2020 y NGC 2014, captadas por Hubble. (Credito: NASA's Goddard Space Flight Center).

La misión del telescopio Hubble ha revolucionado la astronomía, mientras que sus imágenes han redefinido nuestra visión del Universo.

Washington, D.C.–La misión del telescopio espacial Hubble cumplió el pasado 24 de abril su trigésimo año en órbita y revelando imágenes impresionantes de aspectos recónditos del mundo interestelar dentro y fuera de nuesta galaxia.

Para marcar el aniversario del importante telescopio, puesto en órbita el 24 de abril de 1990 en una misión conjunta entre la NASA y la ESA, la agencia espacial de Estados Unidos publicó una impresionante imagen nunca antes vista de dos nebulosas llamadas NGC 2020 y NGC 2014.

En la fotografía captada por el Hubble se observa la nebulosa roja gigante (NGC 2014) y su vecino azul más pequeño (NGC 2020), que son parte de una vasta región de formación estelar en la Gran Nube de Magallanes, una galaxia satélite de la Vía Láctea, ubicada a 163.000 años luz de distancia.

La imagen ha recibido el apodo de ‘arrecife cósmico’ debido a su semejanza con un mundo submarino.

«En esta visión etérea, todo el marco está salpicado de estrellas brillantes y se revela que las estrellas bebé se forman dentro de los pilares. Los contornos fantasmales de los pilares parecen mucho más delicados y se recortan contra una espeluznante neblina azul», publicó la NASA.

Una nueva imagen de los icónicos Pilares de la Creación revela un impresionante caleidoscopio de estrellas recién nacidas. (Credito: NASA / ESA/Hubble and the Hubble Heritage Team).

A diferencia de la imagen de 1995, en la luz infrarroja las increíbles estructuras monolíticas de polvo y gas interestelar parecen más débiles y fantasmales, al tiempo que se pone de relieve un brillante caleidoscopio de estrellas recién nacidas.

Con el tiempo, a medida que las estrellas en la punta de los Pilares se hagan cada vez más grandes, su radiación se volverá más fuerte y destruirá lentamente el gas a su alrededor, cambiando para siempre el aspecto de esas columnas astrales.

El Hubble ha revolucionado la astronomía moderna y ha redefinido nuestra visión del universo y nuestro lugar en el tiempo y el espacio, indica la NASA.

Durante sus tres décadas de funcionamiento, ha realizado 1,4 millones de observaciones, al tiempo que los datos obtenidos por el telescopio han sido utilizados en 17.000 publicaciones científicas.

«El Hubble nos ha brindado información sorprendente sobre el universo, desde los planetas cercanos hasta las galaxias más lejanas que hemos visto hasta ahora.»

«Sus imágenes espectaculares han capturado la imaginación durante décadas y continuarán inspirando a la humanidad en los años venideros», dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de ciencias en la sede de la NASA en Washington.

Video: Cortesía de la NASA.

Dejar respuesta